Ir al contenido principal

Destacados

UNA VUELTA AL COLEGIO MUY PREOCUPANTE

Como cada mes de septiembre en muchos hogares los niños preparan las mochilas del colegio y se disponen a comenzar un curso nuevo, algunos por primera vez. Este curso bajo la amenaza del virus y el miedo al contagio
El verano va tocando su fin y a muchos padres les parecía imposible que llegara este momento de la vuelta al cole. Puede que muchos piensen que el periodo vacacional de los alumnos es demasiado largo, este periodo ha sido larguísimo, desde el mes de marzo y muy difícil de compaginar con la vida laboral.
Los niños se sienten contentos de reencontrarse con sus amigos de clase, de compartir las aventuras del verano, de estrenar  sus nuevos materiales escolares y de conocer a sus nuevos profesores y tutores.

El interés por ser buenos padres va en aumento y son muchos los que se inscriben a cursos de formación familiar o participan en las Asociaciones de Padres de los colegios para encontrar ayuda a la hora de solucionar los problemas que día a día aparecen en las familias. En esto…

CERRASTE MI PUERTA, PERO SALTÉ AL VACIO POR LA VENTANA.



Hay momentos en la vida de una persona  en que las circunstancias te llevan a tocar fondo, en los que sientes que te dan un portazo y te cierran la puerta. Te quedas encerrado o liberado, depende como se afronte. Te puedes quedar en el pasillo y sentir la obscuridad, o por el contrario buscas una ventana abierta y te lanzas al vacío. Depende de lo alto que estés, la caída puede ser más o menos grave. Lo importante es sentir que las heridas las cura el tiempo y la actitud positiva.

Hoy doy las gracias a esas personas que cerraron la puerta delante de mis narices y quitaron la llave para que no pudiera salir de la obscuridad. Se les olvidó cerrar la ventana, que quedó abierta al mundo de las posibilidades y de los bellos paisajes.

Pierde quien no es capaz de levantarse, quien no encuentra otros caminos para llegar a la meta. Pierde quien se regocija en el dolor y no lo convierte en esperanza.Pierde quien escucha discursos derrotistas, cargados de mentiras. Por eso desde quitalamordaza.com, hoy agradezco a esas personas inseguras y sin valores de lealtad, que se queden con la puerta cerrada, pero que no olviden que, puede, quien quiere.

A nuestros lectores les invito a buscar siempre las ventanas abiertas por la que entran aires renovados, que sanan las mentes y los cuerpos, que se asomen a otras vistas y descubrirán las grandezas de la vida.






Comentarios

Entradas populares